Martín, el “Gula”, habló sobre la importancia de Sandra Rossi dentro del cuerpo técnico y opinó con respecto al River que más le gustó.

Desde que se dio su llegada a mediados de 2011 para disputar la B Nacional con River, Martín Aguirre se ha hecho querer dentro de los hinchas millonarios que lo recuerdan de una buena manera producto de haber puesto la cara en un momento complicado del club, así como también por su entrega, buen pie y perseverancia.

El "Gula" le brindó una entrevista a un medio partidario de River en el cual comentó acerca del cariño de los hinchas: “La verdad que es asombroso, me sorprende diariamente el cariño de la gente porque convengamos que no hice ni 50 goles ni jugué 500 partidos pero en ese tiempo, dentro de la cancha y dentro del grupo, me brindé desde mi lugar humano y deportivamente al máximo. Yo creo que el reconocimiento es a eso y la situación en la que estuve, yo llegué cuando River estaba muy mal y a partir de ahí empezaron a venir todos momentos hermosos con muchísimos logros a  nivel club. Siempre estoy muy agradecido del cariño de la gente y siempre lo voy a agradecer”.

Además el ex mediocampista declaró sobre lo que se veía de Marcelo Gallardo y del cuerpo técnico apenas llegó a River: “Veía cosas diferentes al resto, a lo que yo había conocido en otros clubes y en otros cuerpos técnicos, primero su liderazgo, su impronta y su manera de pararse ante un grupo que venía de ganar con un técnico como Ramón Díaz; que sabemos lo que es en el Mundo River, era un fierro muy caliente, había que seguir una línea. Él se paró frente al grupo y de las cosas que más me impactó fue cuando presentó a Sandra Rossi como parte del staff del cuerpo técnico y que se iba a encargar de la neurociencia, eso y su liderazgo fue uno de los pilares de los logros que vinieron después”.

Por otro lado, expuso que Gallardo no aspiró a un proyecto a largo plazo: “El nació en River y sabía lo que es River, en este club si te va seis meses mal por más ídolo que seas con el existismo que hay en Argentina no se iba a poder sostener más allá de lo que había sido como jugador. Él sabía dónde iba, tuvo la suerte de tardar poco tiempo en ganar un título. Ese grupo se sacó una mochila muy pesada con el campeonato de Ramón en 2014, esa mochila que se sacaron le dio una frescura a la hora de jugar y demostraron todo el potencial que tenían, fue una conjunción de cosas”.

Por último, Aguirre eligió quedarse con un River de todos los que dirigió el Muñeco: “A mí el del segundo semestre de 2014, a ese equipo no le podían sacar la pelota, tenía un 70% de tenencia con profundidad, no le podían seguir el ritmo. En la Libertadores de 2018 le agregó la parte combativa y con juego más directo. Hoy tiene un poco de las dos”, sentenció.

Dejá tu comentario

[poll id="17"]