Matías Suárez retornó a las canchas después de 36 días y fue determinante en la goleada de River por 4 a 1 sobre Aldosivi.

En los últimos encuentros que afrontó el Millonario, se notó la falta de precisión en el último pase y de contundencia en la definición, como también de una gambeta para romper con las defensas rivales. Sin dudas que en estos aspectos del juego, hay un jugador esencial para el equipo de Marcelo Gallardo y ese es Matías Suárez.


El cordobés ingresó a los 20’ del segundo tiempo por Julián Álvarez, tras perderse siete partidos del conjunto de Núñez, en consecuencia de una sinovitis en su rodilla derecha y luego por ser contacto estrecho de Covid-19. Finalmente, su regreso a las canchas se dio el día de su cumpleaños número 33 y sólo le bastaron un poco más de 25’ para marcar el cuarto gol y brindarle la asistencia a José Paradela en el tercero.


En tanto, se sabe que El Oreja ofrece un salto de calidad a los ataques de River y una preocupación extra para los rivales. Si contamos lo acontecido en el partido de hoy, el delantero de La Banda en este semestre suma 10 encuentros, en los cuales marcó cinco tantos y otorgó la misma cantidad de pases gol. Desde que está en el Más Grande, Mati participó en 77 cotejos concretando 25 anotaciones y dando 27 asistencias.


En un momento en el que se vienen partidos decisivos para la tropa conducida por el Muñeco Gallardo, contar con el retorno de Suárez está a la altura de un gran refuerzo. Seguramente, el próximo miércoles tendrá su debut en la Copa Conmebol Libertadores frente a Junior y se verá si quizás los defensores del eterno rival tendrán que frenarlo, por los cuartos de final de la Copa de la Liga Profesional.

Dejá tu comentario

Votá en la encuesta de la semana