El uruguayo podrá jugar sin contratiempos el partido de Copa Libertadores de este jueves tras conocerse la nueva decisión de la jueza.

Tras haber sido declarado en rebeldía por no acudir a una cita virtual, que llevó a un pedido de captura por parte de la justicia paraguaya la próxima vez que el jugador pisara el país, la jueza de la causa Hilda Benitez Vallejo aceptó poner una nueva fecha de audiencia, que se desarrollará de forma virtual, levantando el pedido de detención del jugador millonario.

Todo esto tiene origen en la Copa Libertadores sub-20 del año 2016, cuando el 15 de febrero de dicho año el fiscal decidió imputar al medocampista junto a otros cuatro futbolistas de, en ese momento, Liverpool de Uruguay, por un intento de agresión y violencia contra los oficiales y sub oficial primero, tras la final de dicha Copa frente al Sao Paulo.

Esto repercutió en River, no solo ahora, también el año pasado cuando el equipo de Gallardo disputaba los Cuartos de Final de la Copa Libertadores 2019 frente a Cerro Porteño. El uruguayo debió ir a declarar y fue detenido, sin embargo, el club de Núñez pagó una fianza de 8.500 dolares que le permitió salir en libertad, para luego anotar el tanto del empate frente al conjunto paraguayo, que le permitiría acceder a las Semifinales frente a Boca.

[adinserter name="Secciones_300x250_Mobile Content Footer"]

Dejá tu comentario

Votá en la encuesta de la semana

[poll id="4"]

Te puede interesar:

Dejá tu comentario

[poll id="17"]