Se viene un nuevo clásico y el "Muñeco" patea el tablero: rearma la defensa, cambia de esquema y de nombres.

"Hoy dimos un paso atrás", fue la frase con la que Marcelo Gallardo describió la derrota ante Sarmiento. Con tan solo cinco palabras, el "Muñeco" pudo exponer todo el sentimiento de frustración de no poder continuar con su racha de triunfos. Por este motivo, una vez más, intentará reinventarse y volver a cambiar, no solo de nombres, sino también de esquema, en un duelo que es ideal para dar el salto de calidad que este equipo no ha podido dar en lo que va del 2022.

Para el encuentro ante los de Junín, el DT había decido salir a la cancha con un 4-4-2 teniendo como referencias a los dos centrodelanteros: Lucas Beltrán y Miguel Borja, aparentemente en Avellaneda solamente uno de ellos saldrá como titular que sería el "Vikingo", como lo apodaron en Santa Fe. Por su parte el el colombiano sería reemplazado por Esequiel Barco que se recuperó de la dolencia que lo marginó el último fin de semana.

También se daría un debut absoluto como titular, el de Pablo Solari que hasta ahora solo había jugado unos minutos ante Gimnasia y Aldosivi, mientras que la última fecha no jugó por un cuadro gripal que lo desafectó de la nómina de convocados. El ex Colo Colo ingresaría en lugar de Santiago Simón, con lo cual se armaría una línea de tres delanteros: Solari por derecha, Beltrán por el medio y Barco por izquierda.

Otro lugar que busca reafirmar Gallardo es defensa, el máximo problema que tuvo River a lo largo de todo este 2022. Haciendo un recuento, fueron 15 las veces que el entrenador hizo cambios en la zona defensiva, un número muy elevado para un equipo que busca ser protagonista siempre. En este caso, de manera sorprendente, el marginado será Emanuel Mammana, y no David Martínez, para que vuelva a ingresar Paulo Díaz. Este cambio llama la atención, porque más allá de algún fallo, Mammana había mostrado cierta solidez, no así el paraguayo que tuvo un año fatídico, pero al parecer tiene la banca del DT.

Pasando en limpio, River saldría a la cancha con un 4-3-3, con un volante central, dos internos, dos extremos y un solo atacante de área. La posible formación será con: Armani; Casco, Díaz, Martínez, Gómez; Aliendro, Pérez, Palavecino; Solari, Beltrán y Barco.

Dejá tu comentario

[poll id="17"]